Ciudad Episcopal de Santiago de Querétaro, a 14 de julio de 2020.

EN ATENCIÓN A:
FRATERNA, IAP.

El motivo de escribir estas líneas es para presentarme ante ustedes.
Mi nombre es Miguel Ángel Moreno Pacheco. Pertenezco a la Diócesis de Santiago de Querétaro. Mi fecha de nacimiento es el 8 de enero de 1980, Soy originario de la comunidad de Quintanares, en el municipio de Pedro Escobedo, Qro., ocupo el octavo y último lugar del matrimonio cristiano de Marciano Moreno Vega y Petra Pacheco Arteaga.

Desde niño había estado cercano al servicio de la iglesia como monaguillo en mi comunidad y en continuo diálogo con mi párroco, quien me invitó a las convivencias vocacionales que se realizaban en el seminario, la verdad no me llamaba la atención pero por complacerlo y hacerme acompañar de los amigos me decidí a asistir y al regresar de la experiencia tome la decisión de iniciar mi proceso en la preparatoria perteneciente al Seminario Menor. Hubo que dejar muchas cosas atrás e incluso irme en contra de la voluntad de algunos de mis hermanos. Dejaba a tras muchas cosas buenas, menos los deberes que se me habían impuesto en la casa, pues los superiores pidieron a nuestros padres o tutores no concedernos ningún privilegio sino seguir insertos en la vida de la familiar, cosa que mi madre se tomó muy enserio y de lo cual hoy le doy gracias a Dios, pues me ayudó a forjar mi carácter y a no vivir de manera egoísta mi vida.

A partir de aquí algo nuevo inició para mí, al principio me costó aceptar el llamado a esta vocación, por lo que puedo decir que Dios fue más fuerte que yo y me decidí a abrazar el proyecto de Dios. Actualmente tengo doce años de ordenado sacerdote.

La parroquia en la que sirvo actualmente se encuentra en la Sierra Queretana, es una parroquia con una gran necesidad de la presencia del sacerdote, con una población de 8 mil habitantes, distribuidos en 17 comunidades. Es una comunidad que después de muchos años de trabajo empieza a despertar y a comprometerse en el trabajo pastoral. Debo decir que al ser enviado a esta parroquia la pregunta de muchos fue, ¿qué había hecho para que me castigaran enviándome tan lejos y a una parroquia pobre?

Para mí fue una verdadera experiencia en la obediencia y en el amor a mi sacerdocio. Ante la estabilidad aparente, Dios me pedía realizar un nuevo servicio, al llegar a la parroquia, las personas me veían como alguien que había llegado a desplazar al anterior sacerdote; creo que la clave fue valorar el trabajo de cada uno de mis predecesores.

Después de dos años y siete meses de trabajo pastoral empiezan a verse los frutos y la madurez que la comunidad ha empezado a alcanzar, gracias al trabajo organizado y esquemático que con los laicos nos pusimos como meta llevar en la parroquia. Ahora puedo decir que es una bendición haber llegado a este lugar, con todo y sus limitaciones. Me ha ayudado a valorar a los hermanos sacerdotes, cuanto bien hace la presencia de los amigos sacerdotes en medio de la soledad, y cuanto bien hace la soledad para no perder de vista la presencia de Dios que ha sido permanente en mi vida. En el camino he aprendido a amar, a mostrarme necesitado de la ayuda de los demás, de sus fuerzas para el trabajo, su consejo, pero sobre todo a valorar a cada persona, a reconocer el gran don de Dios en cada una de ellas, en medio de los defectos y de todo lo que a cada uno nos falta por alcanzar, de lo cual soy consciente y sé que toda la vida implicará el trabajo en mi persona primeramente.   

Ahora que se me pide a hacer esta experiencia de estudio, creo primeramente que es un tiempo para confrontar la propia vida, perdón si se escucha egoísta, pero será la oportunidad de dejarme acompañar por quienes con sus conocimientos y experiencia, pueden hacer una lectura del mundo actual, y desde la fe dar respuesta a las realidades que vivimos. Claro que como sacerdote y hombre de fe también la veo como una oportunidad que Dios me brinda en este momento de mi vida para ofrecer algo a los demás, pues una de las convicciones de mi vida es, que la persona siempre está forjándose. Es aquí donde veo el reto sacerdotal, pues el seminario ha aportado mucho a la vida de los sacerdotes, pero se requiere del convencimiento personal respecto de la formación permanente.
Es por ello que al regreso de mis estudios en Roma, veo un campo muy amplio para poder colaborar en la formación de los futuros pastores y en proyectos para la formación permanente del clero; estoy convencido que hay una gran necesidad de dejarnos acompañar en la vida sacerdotal para dar verdaderos frutos de comunión.  



_______________________________
Pbro. Miguel Ángel Moreno Pacheco.

Ciudad Juárez

Víctor Manuel Vega Ortega
Víctor Manuel Vega Ortega

Leer más

 

Ecatepec

Jonathan Arellano Verdejo
Jonathan Arellano Verdejo

Leer más

 

Ciudad de México

Jonathan Arellano Verdejo
Roberto Rojo Botello

Leer más

Querétaro

 

Jhonatan Eduardo Córdova Rodríguez
Jhonatan Eduardo Córdova Rodríguez

 Leer más

Querétaro

 

Miguel Angel Moreno Pacheco
Miguel Angel Moreno Pacheco

 Leer más

 

Guadalajara

Daniel Benavides Preciado
Daniel Benavides Preciado

Leer más

 
Enrique Hernández Galván
Enrique Hernández Galván

 Leer más

 
Jose Emmanuel Gonzalez Loza
José Emmanuel González Loza

 Leer más

 
Víctor Manuel Vega Ortega
Jose Francisco Muñoz Nuñez

 Leer más

Samuel agustin Soto Torres
Samuel Agustín Soto Torres

 Leer más

 

 

Tehuacán

Juan José Herrera Martinez
Juan José Herrera Martínez

Leer más

 

Tijuana

Jonathan Arturo Valadéz Castillo
Jonathan Arturo Valadéz Castillo

Leer más

 

Tlaxcala

José Antonio Manilla Hernández
José Antonio Manilla Hernández

Leer más

Tlaxcala

 

Octavio Sánchez Rodríguez
Octavio Sánchez Rodríguez

 Leer más

Tula

 

José Alfredo Castro Ortíz
José Alfredo Castro Ortíz

 Leer más

 

Tuxtepec

Francisco Javier Salazar Sandoval
Francisco Javier Salazar Sandoval

Leer más

 

Yucatán

Alejandro de Jesús Álvarez Gallegos
Alejandro de Jesús Álvarez Gallegos

Leer más

 

Zamora

Juan Antonio Domínguez López
Juan Antonio Domínguez López

Leer más

 

Zamora


Pedro Rodríguez Madrigal

Leer más

-